Sistema Radiofónico Informativo

EDITORIAL. Cuando las lecciones no se aprovechan

SRI-8

14 de agosto. El de los mercados es un problema que parece no tener solución en Huajuapan.

Con el paso de los años se han agudizado los conflictos, y las demandas de los comerciantes han aumentado, ya sea porque los problemas no se han atendido de manera oportuna, porque se han creado grupos de poder o porque se ha permitido que los locatarios tomen el control de los centros de abasto.

La falta de la aplicación de la ley, la ausencia de la autoridad, la falta de proyectos viables por parte de los ayuntamientos en turno, así como la intromisión de organizaciones autodenominadas “sociales” ha agravado los conflictos y dificultado su solución.

El más reciente de ellos fue el que se suscitó este martes, cuando comerciantes del mercado Zaragoza se inconformaron porque una locataria construía una cisterna sin contar con el permiso del ayuntamiento y la anuencia de las uniones de comerciantes de ese mercado.

Esta situación provocó el cierre del mercado y algunas calles aledañas, por lo que fue necesaria la presencia de elementos de la Policía Nacional y de la Guardia Nacional, así como funcionarios del ayuntamiento.

Más allá de la actitud de aparente rebeldía de una locataria, el verdadero origen del conflicto es la falta de agua que prevalece en esa zona y que afecta a los locatarios del mercado Zaragoza, un problema que ha estado presente desde los primeros meses de la administración sin que hasta la fecha se conozca algún proyecto destinado a solucionarlo de manera definitiva.

Y éste es sólo uno de los muchos problemas que enfrenta ese centro de abasto, y al que se suman muchos otros como la proliferación del comercio ambulante, la invasión de la vía pública por los mayoristas y los taxis estacionados en doble fila que prácticamente establecieron una nueva base en la prolongación de la calle Tapia, por mencionar sólo algunos.

Ante esta situación verdaderamente caótica los ciudadanos demandan que las autoridades asuman su papel, tomen las riendas y asuman su responsabilidad para poner orden en los temas comercial, de salud, vialidad y protección civil entre otros, que constituyen una verdadera bomba de tiempo.

Sin embargo, a pesar de la problemática que enfrentan los mercados, este miércoles el Cabildo aprobó por unanimidad la desaparición de la regiduría de Turismo, Desarrollo Económico y Mercados, cuya titular era la polémica regidora Ana Laura Mendoza Márquez.

Esta decisión pareciera al menos inoportuna, porque el tema del desarrollo económico y el comercio resultan de vital importancia en un momento como el actual, marcado por una profunda crisis derivada de la pandemia del COVID-19.

No son pocos los ciudadanos que se preguntan si la remoción de Ana Laura Mendoza Márquez y su reubicación en la regiduría de Monumentos Históricos, creada ex profeso, servirá de algo para resolver la compleja problemática que enfrentan los mercados y la economía en el municipio.

A simple vista, la respuesta es negativa. Pareciera que lo que se buscaba en realidad no era resolver un problema de carácter social, sino uno de tipo político, al sacudirse a una regidora que se había tornado incómoda y enviarla virtualmente al ostracismo, es decir, a una regiduría que equivale a nada.

Tal parece que la regiduría de Monumentos Históricos es el destino inevitable de las concejales que con sus actitudes se convierten en generadoras de conflictos para la administración en turno; así ocurrió hace nueves años, y hoy se ha repetido la historia.

Sólo el tiempo dirá si la de este miércoles fue una decisión adecuada, si sirvió de algo o si fue un nuevo tropiezo con la misma piedra.

El tiempo, y sólo el tiempo dará la razón a los concejales que aprobaron la reubicación de la regidora Ana Laura Mendoza o a los ciudadanos que han cuestionado esta decisión.

Nadie más que el tiempo nos dirá qué tan aplicable al caso es la frase del político y abogado francés Camille Sée, la cual reza: “Dicen que la historia se repite, pero lo cierto es que sus lecciones no se aprovechan”.

Deja un comentario